Charla sobre productos para combatir la impotencia o disfuncion erectil
Por Arturo
#86 Muchas personas creen que a partir de los 50 o 60 años, la sexualidad va menguando y menguando hasta la total desaparición. Con este escrito quiero romper una lanza a favor del sexo a estas edades. Personalmente encuentro que el sexo a esta edad es una auténtica maravilla (tengo 64 años y mantengo una buena media de relaciones sexuales totalmente satisfactorias) porque a esta edad la producción de testosterona ha disminuido de una forma considerable y ya no tenemos el cerebro tan contaminado con esta hormona como cuando uno tiene 20 años, por lo que automáticamente disminuye la agresividad y el instinto de dominación, lo que provoca que las relaciones sexuales sean más tranquilas y sin tantas prisas incluidas las de la eyaculación, cosa que la mujer agradece enormemente. A esta edad uno se toma tiempo para el sexo y se lo toma con tranquilidad, porque lo valoras mucho más. Dicho en otras palabras en lugar del sexo de “asalto” es un sexo tranquilo, sin prisas de ningún tipo. Esto hace que la mujer llegue al orgasmo con total naturalidad, porque se ha tomado el tiempo necesario, el que necesitaba para llegar al mismo, sin prisas de ningún tipo. Por otra parte todos sabemos que el motor del sexo es el cerebro y que si éste lo tenemos fresquito (no dejamos que se cristalice) y lo hacemos funcionar con imaginación, visualizando una relación sexual fantástica antes de que ésta se produzca, este entreno mental hará que a la hora de la verdad, en la situación real, el cerebro lo reconozca como la segunda vez que lo ha efectuado (el que hemos hecho mentalmente, y el real) con resultados idénticos a como lo habíamos imaginado. También hay otras ventajas, si lo entrenamos y lo hacemos servir a menudo, no nos bajara la libido, más bien al contrario cuanto más se usa, mejor funciona…y la próstata que es como un músculo, como una esponja que al contraerse expulsa el líquido seminal hacia el exterior, estará siempre blandita, no se endurecerá y se conservará en perfecto estado de uso y libre de enfermedades. Todo son ventajas….
Pero…..sí, sí, hay un pero y es que el órgano masculino a éstas edades, necesita más tiempo para la erección y no se levanta como lo hacía a los 20 años, hay erección pero no es tan potente como antes, pero esto ¡TAMBIEN HA PASADO A LA HISTORIA! ahora tenemos las famosas pastillas para la disfunción eréctil que nos proporcionan unas erecciones “fantásticas” en cualquier momento y circunstancia que las necesitemos, por lo que todo son ventajas “sexo más tranquilo (no de guerrilla), podemos estar con una fantástica erección todo rato que queramos, con el consiguiente disfrute de la pareja y el nuestro propio.
Gracias a que fabricamos menos testosterona y más vasopresina, se incrementan los niveles de estrógenos, y ocurre otra maravilla a nivel hormonal: Entonces el cerebro masculino maduro, cambia y se parece más al cerebro femenino. De hecho se ha vuelto más receptivo a la oxitocina, la hormona de los abrazos y el afecto. Este cambio hormonal hace que los hombres de edad madura, por su actitud, se acerquen mucho al ideal del hombre que tienen las mujeres y ahora entenderéis perfectamente el por qué hay muchas chicas jóvenes a las que les gustan los hombres de una cierta edad. Aparte de buscar protección y seguridad o como muchas veces ocurre, el duplicado de la figura paterna.
En definitiva, me ha apetecido escribir éstas líneas, porque los que ahora sois jóvenes, también llegaréis a éstas edades y quiero que sepáis, que si vosotros queréis, podréis disfrutar de una sexualidad plena a éstas edad, gracias a éste increíble fármaco que son las pastillas para la disfunción eréctil ¡¡¡FANTÁSTICO DESCUBRIMIENTO!!!